Mi amor por planchar con Rowenta

Llamadme raro, os lo permito, pero como decía la canción “tengo una debilidad”. Ya se que muchos diréis, después de conocerla, que soy poco menos que curioso, que le vamos a hacer, pero es que… ¡¡Me encanta planchar!! Ahora viene cuando se ven caras de asombro, carcajadas varías y gente que abandona el blog escandalizada (espero que no).

Es curioso el efecto que le encuentro a la plancha, me produce una sensación relajante tener montones de ropa en casa* y ponerme delante de la tele tranquilamente y empezar a ver como baja la montaña hasta conseguir el premio deseado, todo bien liso y en su sitio.

* Nota del Autor: Cuando hablo de montones de ropa en casa me refiero a la mia, así que ahorraros el comentario: ¡¡Pues ven y me planchas mi ropa!!

En fin, que le vamos a hacer, a unos le da por Stars Wars y a mi me ha dado por la plancha.

El problema que tenemos los “frikis” de la plancha (seguro que no soy el único), es en el momento que tenemos que salir de casa para ir de viaje o cualquier otro desplazamiento de más de dos días. Nos invade esa sensación de abandono, de guardar la ropa en la maleta con sumo cuidado pero sabiendo que cuando lleguemos a nuestro destino y empecemos a sacarla, nos vamos a encontrar esas temidas arrugas que harán que nos señalen con el dedo en los sitios y se oigan comentarios del estilo: Mira que arrugado va, pobrecito…

Y ya no os cuento ese momento en el que tienes que salir de casa y quieres ponerte esa camisa especial con la que seguro vas a triunfar en una reunión de trabajo o en una cita importante y te encuentras con que ha pasado por tu armario una estampida de elefantes huyendo despavoridos por la sabana y han dejado toda tu ropa con más arrugas que el prospecto del Dalsy cuando intentamos doblarlo y acabamos desesperados.

Por suerte gracias a los amigos de Rowenta, se me ha abierto un mundo lleno de color y alegría gracias al pedazo de regalo que me han hecho.

Os presento Rowenta Access’ Steam el amigo que me acompañará a partir de ahora en cualquier desplazamiento que haga de más de dos días. Gracias a él podré dar los últimos retoques a la ropa que habrá pasado horas dentro de la bolsa en cuestión y que habrá sufrido las inclemencias del viaje.

Y casi mejor que explicaros yo, os dejo con este vídeo en que podréis conocer como funciona el Access’ Steam de Rowenta.

Pues eso, que si a partir de ahora queréis ir divinos y sin una arruga por la vida, os recomiendo muy mucho que le echéis un vistazo a los perfiles de los amigos de Rowenta en Facebook, Twitter, Youtube e Instagram y descubráis el poder de #RowentaAccessSteam y #notearrugues

Buenas, pues que resulta que tengo que poner este aviso de las "cuquis" para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando es que eres igual de "cuqui" que yo y aceptas todos estos enlaces que salen por aquí política de cuquis, si quieres saber más dale al enlace.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: